Del reciclaje a la exportación, una carrera de oportunidades

Carrera de oportunidades con reciclaje

Discovery Environmental, una empresa de economía circular, se reinventa y pone en marcha los planes surgidos en plena pandemia.

Durante 2020, y de modo virtual, la empresa Discovery Environmental ubicada en Soyapango fue partícipe de uno de los programas que la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y Business Council for Peace (Bpeace) han implementado para apoyar a pequeñas y medianas empresas.

La empresa nació en 2010 y su visión básicamente era proteger el medio ambiente reciclando plásticos (poliopropileno y polietileno de alta densidad), comercializaban resina postindustrial para la industria del plástico local. Sus fundadores Carolina y Gerardo Daura desconocían de la industria y su principal meta era buscar clientes inyectores que creyeran en su materia prima reciclada y en ellos como empresarios, así como hacerse de una gama de proveedores.

“Necesitábamos agregarle valor a esta empresa, y en 2015 tuvimos la oportunidad de comprar activos productivos de una empresa inyectora, allí se comenzó a crear toda la cadena de valor: procesamos el plástico, creamos productos y lo recibimos de nuevo para iniciar la cadena”, explica Carolina de Daura.

También puede interesarle: Servicios contables en El Salvador

Para ellos un inconveniente fue el financiamiento “en las instituciones financieras no creen en los proyectos de reciclaje”, dice. “Fue entonces que partipamos en un proyecto con FONDEPRO y el Ministerio de Economía y nos dieron el apoyo con $50 mil para compra de maquinaria”.

En 2017 la empresa comenzó a exportar productos a Guatemala y Honduras hasta cubrir toda la región. Eso lo hicieron participando en cuanta feria o rueda de negocios pudieran. Recibieron el apoyo de instituciones como PROESA, COEXPORT y el programa Palladium de USAID, su esfuerzo les llevó a recibir el premio Exportador Emprendedor.

En 2020 recibieron la invitación para participar en Maximizer y justo llegó la pandemia. Continuaron con el programa y en medio de la toma de decisiones recibieron la ayuda para mejorar procesos internos, “nuestro proyecto lo hicimos en producción y empezamos a usar el sistema de mapeo de valor, todos nuestros costos los hemos cambiado, mejoramos en eficiencia, aprendimos a medir cada proceso en segundos y descubrimos en qué eramos ineficientes”, explica Gerardo Daura.

Durante la pandemia invirtieron medio millón de dólares para renovar maquinaria y contrataron nuevos empleados. De 7 empleados con los que se iniciaron en 2010 ahora son 50.

Dedicaron casi el 70% de su producción a clientes de la industria de alimentos, y las cestas se convirtieron en su producto estrella. “De hecho surtimos a la mayoría de las empresas del país, y llevamos a otros países nuestras cestas, algunas ajustadas a las necesidades de cada empresa, muchos emprendedores nuevos las necesitaban y pudimos atenderlos. Logramos ser la solución”, explicó el empresario. Agrega que superaron en 60 % las metas establecidas para 2020.

Conozca sobre: Constitución de sociedades en El Salvador

Sobre Maximizer

Carlos Arce, gerente de proyectos de USAID, explica que como apoyo al sector empresarial han desarrollado un Programa de Competitividad Económica que en cinco años busca apoyar a micro, pequeñas y medianas empresas a salir adelante en el mercado local e internacional.

“Se implementan iniciativas de innovación, inversión tecnológica y hacemos alianzas con organizaciones del sector privado como Bpeace, que desde 2009 ha trabajado con empresas salvadoreñas, con ellos desarrollamos Maximizer”, añadió el experto.

Se trata de un programa de asistencia técnica orientado a mejorar las capacidades de la empresa gracias a expertos mundiales (350) que trabajan de la mano con el empresario, hacen un diagnóstico de la empresa y procesos, formulan un plan y se pone en marcha.

Tania Brett, de BPeace, explica que su misión es conseguir para cada empresa asesoría de alto nivel y que el fin último de todo el esfuerzo es la generación de empleos pues el objetivo es frenar la migración.

Lea más sobre: Leyes tributarias de El Salvador

“De 100 empresas con las que trabajamos, el 6 0% pertenecen o son dirigidas por mujeres. Y del total de 25 empresas con las que hemos trabajado en El Salvador, se han generado 700 empleos nuevos y $16.7 millones”, puntualizó Brett.

BPeace y USAID seleccionan empresarios locales denominados “fast runners”, es decir, empresarios con liderazgo, que tienen cierto volumen de ventas y buenos productos, además de potencial de crecimiento. Estas empresas deben estar dispuestas a ser “dirigidas” por un “skillanthropists” (asesor), a invertir en asesoría y en los temas que su asesor indique y seguir con el plan.

“En este momento no podemos seguir totalmente todas las indicaciones porque la planta debe rediseñarse pero en eso estamos, que este año sea inteligente y completamente amigable con el medio ambiente. Igualmente, ya hemos hecho contactos para exportar a Estados Unidos”, dijo Daura.

 

Por Karen Funes | Recopilada de laprensagrafica.com el 8 de febrero del 2021

No se admiten más comentarios