Más demanda de cuentas de ahorro y servicios digitales

Más demanda de cuentas de ahorro y servicios digitales

El uso de tarjetas de crédito aumentó 28.4 % en 2021, mientras que en las de débito subió 40.3 %.

Los bancos que operan en la plaza salvadoreña destinaron más inversión a la transformación digital y eso les permitió ampliar sus servicios en 2021.

Luz María de Portillo, directora ejecutiva de la Asociación Bancaria Salvadoreña (Abansa), aseguró que los bancos priorizaron “acercar los servicios a las personas” y fomentar la bancarización de los salvadoreños, que abrieron más cuentas de ahorro y utilizaron más los canales digitales.

Abansa reporta que al cierre del año pasado uno de los renglones con más crecimiento fue el número las cuentas de ahorro simplificadas, que aumentaron 65.3 % y llegaron a más de 191,000 activas.

Este tipo de instrumentos se caracteriza porque pide menos requisitos para abrir una cuenta frente a las tradicionales y se realiza a través de los canales digitales de las instituciones bancarias desde un teléfono inteligente. “Eso permite llegar a la población que tiene dificultad de movilidad a las sucursales bancarias”, indicó la ejecutiva.

Por su lado, las cuentas de depósitos de ahorro sumaron 4.3 millones a septiembre de 2021, un 9.4 % de crecimiento frente al mismo ciclo en 2020.

También puede interesarle: Abrir empresa en El Salvador

Uso de canales digitales.

La pandemia del covid-19 empujó a que más personas usaran canales digitales y la banca, aseguró la gremial, se ajustó a esa demanda invirtiendo más en la digitalización para facilitar el intercambio de bienes y servicios.

El uso de tarjetas de crédito aumentó 28.4 % en 2021 con más de 29.81 millones de transacciones, mientras que las débito registraron un alza del 40.3 % con 45.7 millones de operaciones.

En tanto, las operaciones por la banca electrónica aumentaron 47 % y las transferencias de banco a banco en línea por el sistema UNI crecieron hasta 83.9 %, mientras que el servicio de pagos masivos del Banco Central de Reserva (BCR) movilizó $800 millones en 2021.

También hubo un aumento y mejora de la infraestructura tecnológica en la banca para prestar los servicios físicos que crecieron en 22 %, y alcanzaron 65,721 canales. “Eso es importante porque aumentó la base de personas con posibilidad de servicios financieros”, dijo Portillo.

Los usuarios de banca electrónica aumentaron 25 % y sumaron 2.2 millones al cierre del 2021.

 

Por Uveli Alemán | Recopilado de elmundo.sv el 25 de febrero del 2022

No se admiten más comentarios